La palabra es poderosa, sirve para, conjugada con los pensamientos y la acción atraer a tu vida lo que quieras, por eso si no eres consciente de lo que dices, haces o piensas en vez de prosperidad puedes crear confusión o desorden energético, lo que se traduce en experiencias que no te hacen sentir bien.

Para eso sirven los mantras y las afirmaciones, para lograr el silencio interior que te permite activar las energías positivas a tu alrededor y una circulación sana de la que te rodea. Al igual que con los elementos del Feng Shui que no necesariamente tienen que ser chinos, lo mantras no es obligado que estén en lengua extranjera, puede ser cualquier palabra o conjunto de ellas que te hagan sentir bienestar (Dios, Amor, Jesús, riqueza, rocío, sol, afirmaciones, refuerzos positivos, rezos, etc…) porque la energía la movemos nosotros, la activamos nosotros… como todo, es nuestra responsabilidad.

Dice el Feng Shui que cuando entras a un espacio penetra contigo la energía de la prosperidad y las reacciones que tienes dentro de dicho espacio mueven las del amor. Por eso recomiendo siempre entrar a casa de buen humor… si cuando llegas a la puerta principal no lo estás, botar el aire mientras sonríes, pronunciar un mantra, respirar o tener recuerdos agradables puede ayudarte a cambiar y así colaborar con la armonía en tu hogar (también funciona para la oficina o cualquier otro sitio).

Es por eso importante que cuando escojas un mantra te sientas a gusto con el, te “suene” bien y te haga sentir sensaciones agradables. Recuerda que para que sean realmente purificantes y efectivos debes repetirlos muchas veces, ideal ciento ocho veces, pero si eso te fastidia o incomoda debes suspender el ritual de inmediato.

Escoge tu propio mantra y disfruta de sus beneficios.

 

Fuente: http://analitica.com/nueva-era/para-atraer-energia-positiva-y-felicidad-tu-vida/

Publicado por: Sara Hallo

Anuncios