Las palabras más utilizadas en todas las culturas a través de redes sociales tienen connotaciones positivas.

Las redes sociales funcionan perfectamente para medir la cantidad de palabras positivas y negativas que se utilizan en todo el mundo. Afortunadamente, un estudio acaba de revelar que las palabras de uso más frecuente en el lenguaje humano (sin importar la cultura) son más propensas a tener connotaciones positivas que negativas, revelando que podamos tener un sesgo hacia la felicidad.

Hace tiempo se realizó una investigación respecto al lenguaje y su capacidad emocional, a este estudio se le llamó “big data” y desarrolló la hipótesis Pollyanna, la cual postula que si  los seres humanos tienen  placer de comunicarse entre sí, su lengua reflejará esta positividad.

Los psicólogos de la Universidad de Illinois extendieron la idea en 1969, cuando su investigación reveló una “tendencia humana universal” hacia las palabras positivas y su frecuencia de uso respecto a las negativas.

En 1978, otro grupo de investigadores de esa universidad amplió esta teoría cuando su trabajo reveló que las personas tardan más en reconocer los elementos desagradables y que tenemos una tendencia a recordar eventos pasados de una manera más positiva de lo que realmente fueron. En otras palabras, tendemos a ver el vaso medio lleno, y nuestro lenguaje lo refleja.

Sin embargo, el Pollyanna nunca fue investigada a gran escala, hasta hace poco, cuando la Universidad de Vermont y el investigador Peter Sheridan Dodds, lideró un grupo internacional de investigadores para probarlo.

Los lingüistas, matemáticos y otros científicos aprovecharon la tecnología y se dieron un mega clavado en  Google, Twitter, letras de canciones,  subtítulos de películas y televisión para crear una lista con las 10.000 palabras más utilizadas en cada uno de estos 10 Idiomas: Inglés, español, francés, alemán, coreano, chino, ruso, portugués de Brasil, Indonesio y árabe egipcio.

Entonces, los hablantes nativos de estas lenguas calificaron estas palabras en una escala de nueve puntos, donde uno es el más negativo y nueve es el más positivo. Por ejemplo, en Inglés, la palabra “risa” recibió una puntuación de 8,50, mientras que “terrorista” tiene un puntaje de 1,30.

Los investigadores realizaron las puntuaciones a través de un ordenador y descubrieron que los 10 idiomas utilizan palabras positivas con más frecuencia y en una gama más amplia, que  de forma negativa.

En términos de lingüística, la palabra  ?felicidad? en, español,  obtuvo la mayor puntuación, seguido del Portugués, Inglés y de Indonesio. El chino se ubicó como el idioma menos feliz en el estudio.

Esta investigación parece confirmar la hipótesis Pollyanna; Sin embargo, los autores señalan que sólo lo hace si nuestras palabras verdaderamente transmiten nuestras emociones.

Fuente: http://www.sdpnoticias.com/estilo-de-vida/2015/02/11/lenguaje-humano-tiene-un-sesgo-de-felicidad-estudio

Anuncios