Vivimos en una sociedad exigente y apresurada, donde queremos tener muchas cosas y hacer muchas a la vez, lo que nos lleva a estar constantemente estresados, con la sensación de hacer mucho y nada, cansados, y por qué no decirlo, muchas veces agotados física y sicológicamente. Es cierto que logramos muchas cosas, como avance en lo profesional, tener más cosas materiales, etc., pero a un gran costo en nuestra salud si no sabemos cómo manejarnos para vivir, no solamente sobreviviendo, sino que disfrutando la vida.

La calidad de vida se refiere a que podamos tener la capacidad de sentirnos bien física y sicológicamente, para lo que requerimos estar bien con nosotros mismos (que nos queramos y tengamos buena autoestima), llevarnos bien con los demás y realizar actividades que nos gusten, además de alimentarnos bien y hacer actividad física, es decir, llevar un estilo de vida saludable.

Para ello debes construir hábitos, con lo que podrás vivir gratamente y disfrutar la vida. Veamos algunos de los hábitos que te ayudarán a tener calidad de vida:

Toma desayuno siempre: si consumes alimentos de desayuno podrás empezar con ánimo tu día, realizar mejor tus actividades diarias, estar más concentrado y evitar problemas de salud como la gastritis. Es importante que te des un tiempo en las mañanas para desayunar algo, aunque sea liviano; recuerda que el desayuno ideal son los cereales. Date unos minutos para desayunar y verás la diferencia.

Come sano: es muy importante la nutrición que tengamos, ya que nos ayudará a poder incorporar todos los nutrientes que le permitan a nuestro organismo funcionar correctamente y prevenir enfermedades. Por eso es necesario que comamos frutas, verduras, carne, alimentos ricos en carbohidratos y pescados, que nos aportan los ácidos grasos esenciales omega-3.

Duerme suficiente: nuestro cuerpo tiene la oportunidad de descansar cuando dormimos, por lo que es necesario que todos los días durmamos al menos 8 horas. Así nuestro cuerpo y nuestra mente se recargan para un nuevo día.

Ten amigos: el tener redes sociales es parte fundamental de nuestra felicidad y calidad de vida. La interacción social nos ayuda a compartir experiencias y sentimientos, además de buenos momentos, por lo que es muy positivo para nuestras vidas.

Haz ejercicio: la actividad física ayuda a que tus articulaciones, huesos y músculos se mantengan en forma, además de disminuir el estrés y la ansiedad, por lo que es muy importante que realices una rutina de ejercicios frecuentemente.

Ten un hobby: tener una pasión, algo que te entretenga y te haga esperar con ansias un nuevo día para seguir trabajando, aprendiendo, haciendo, te ayudará mucho a evitar la depresión (o a salir de ella) y a encontrarle un sentido a tu vida.

Toma agua: el agua es fundamental para muchos procesos que ocurren en nuestro organismo como para tener una piel humectada, para eliminar toxinas, para nuestro sistema digestivo, etc., por lo que es muy importante que tomemos cerca de 2 litros de agua diaria.

Maneja tu estrés: un hábito que debemos agregar para poder vivir bien es el de aprender a manejar el estrés y la ansiedad, con técnicas de relajación, dándote un tiempo para ti mismo al día, y previniéndolo, intentando controlar tus pensamientos y planificando con metas realistas lo que puedes hacer cada día.

Con estos consejos podrás tener una mejor calidad de vida, pero además es importante tu actitud frente a la vida, que sea positiva, para poder enfrentar lo que venga y salir adelante.

Si quieres saber más de la calidad de vida, lee estos artículos, de cómo mejorar la calidad de vida en la vejez y de los países con mayor calidad de vida.

Y tú, ¿cómo haces para estar bien?

Fuente: http://www.imujer.com/salud/3923/como-mejorar-la-calidad-de-vida

Anuncios